Una ciudadana colombiana fue detenida por agentes del Inpe este último lunes.

La extranjera fue sorprendida tratando de ingresar al penal unas zapatillas negras, cuyas plantillas escondían pastillas color turquesa molidas, presuntamente de benzodiacepina.

La detenida, identificada como Jesica Vargas Zamora de 31 años, habría querido enviar la sustancia ilícita al interno Francisco Javier Silva Escalona, quien cumple condena por el delito de T.I.A.F.

Artículo anteriorHuaraz: Salubridad en restaurantes y panaderías debe mejorar
Artículo siguienteLa Libertad: Allanan viviendas de dos hermanos alcaldes